EL CAMINO DE SANTIAGO NUEVO ATRIO DE LOS GENTILES

Fecha: 05/11/2017

Destacados especialistas participaron en el Congreso de Acogida Cristiana y Nueva Evangelización   

El Con­gre­so In­ter­na­cio­nal Aco­gi­da Cris­tia­na y Nue­va Evan­ge­li­za­ción en el Ca­mino de San­tia­go, que cumplió su quinta edición, organizado por el Ca­bil­do de la Ca­te­dral com­pos­te­la­na giró sobre el tema “El Ca­mino de San­tia­go: nue­vo atrio de los gen­ti­les”. El encuentro despertó un inusitado interés entre los participantes, más de un centenar procedentes de España y de otros países, por lo que tuvo que cambiar su sede ante la gran demanda de los inscritos. Las sesiones de trabajo fueron un lu­gar de en­cuen­tro, di­fu­sión, fra­ter­ni­dad y una opor­tu­ni­dad para se­guir cui­dan­do “el pre­cio­so re­ga­lo que se con­ser­va en la tra­di­ción del Ca­mino de San­tia­go”, según señalaron integrantes del equipo organizador.

La nueva edición fue un nuevo foro para compartir ideas y experiencias dirigidas a mejorar la atención y el recibimiento al peregrino que camina a la tumba del Apóstol Santiago. Se ahondo en la experiencia de la peregrinación como lugar de encuentro entre diferentes realidades, tanto religiosas como culturales.

En total se presentaron ocho ponencias; dos paneles de experiencias y un apartado destinado a los diálogos.

Meta mundial de la peregrinación

 “Desde el siglo IX y a lo largo del tiempo se fue formando una estructura única alrededor de la tumba del Apóstol, que estaba tanto al servicio del forastero, turista o peregrino como de las instituciones que representaron, promovieron y administraron la ciudad y el culto”, dijo el arzobispo de Santiago, monseñor Julián Barrio durante la conferencia que pronunció abordando el tema “Re­tos para un diá­lo­go con los pe­re­gri­nos en los nue­vos es­pa­cios cul­tu­ra­les y re­li­gio­sos”. Insistió en que a Santiago de Compostela “hay que comprenderla en una milenaria tradición como meta mundial de peregrinación ad limina beati Jacobi”.

Al referirse al Camino de Santiago señala que “ha sido desde sus inicios un camino de fe y, al mismo tiempo, un camino de cultura, aparte de otras connotaciones. En la actualidad sigue siendo una llamada a recuperar el contenido esencial de la antropología católica”.

El prelado subrayó que la peregrinación pasó de tener un valor simple y exclusivamente cultural e histórico “a ser un valor constitutivo y constituyente de la común civilización europea”. El peregrino, dijo, contribuye eficazmente a la construcción de la Europa “que tiene una referencia espiritual con sus principios morales y sociales, su cultura, su arte y su sensibilidad, es decir, la que tiene sus raíces en la tradición cristiana que la articuló profundamente en cada una de sus fibras”.

Monseñor Barrio destacó que en la meta de la peregrinación jacobea se abre un gran atrio, la Plaza del Obradoiro, “el lugar simbólico más adecuado para dar un nuevo impulso al encuentro respetuoso y amistoso entre personas de convicciones diferentes”. Piensa que debe ser el “Atrio de los Gentiles”, lugar simbólico donde “creyentes y no creyentes reencuentren el camino del diálogo”.

Concluyó diciendo que la iglesia particular de Santiago de Compostela sale al encuentro de todos los peregrinos, creyentes y no creyentes, ofreciéndoles su acogida en el amplio “Atrio de los Gentiles”, a la vez que los invita a entrar en el espacio sagrado, a franquear el magnífico Pórtico de la Gloria del Maestro Mateo y entrar en la catedral “para hacer un rato de oración, para algunos oración a un Dios conocido por la fe, para otros una oración al Dios Desconocido”

Atención pastoral

El deán de la Catedral de Santiago, Segundo Pérez López, durante su intervención insistió en la importancia de la atención pastoral a los peregrinos sobre todo en el momento de recibirlos. De ahí que hiciera mención en el trabajo que en este sentido se desarrolla en la Basílica.

Constató la importancia de la acogida, el diálogo y la ayuda a los que llegan a Compostela, y también, dijo, todo lo relativo al retorno de los peregrinos.

En su exposición habló de los Papas y el Camino de Santiago, señalando que no constan pontífices peregrinos por las rutas de la peregrinación. Los datos de que se dispone señalan el siglo pasado como la referencia directa de la presencia de Papas en Santiago, o sea los pontífices Juan Pablo II y Benedicto XVI

En el reencuentro

El arzobispo de Pam­plo­na, monseñor Fran­cis­co Pé­rez Gon­zá­lez, durante su exposición se refirió a los cercamientos que se hacen entre los peregrinos a lo largo de la ruta de la peregrinación, señalando en   todo el proceso la importancia que tiene el reencuentro con la fe cristina.

Por su parte el profesor Car­los Gó­mez Igle­sias, del Ins­ti­tu­to Teo­ló­gi­co Com­pos­te­lano, paso revisión a las pau­tas para el diá­lo­go pas­to­ral en el Ca­mino. Mientras Xerardo Estévez arquitecto y que fuera alcalde Santiago, abrió el apartado del arte, refiriéndose a la construcción de la ciudad  rodeando y en torno a la catedral. La pro­fesora Mar­ta Cen­dón Fer­nán­dez, de Uni­ver­si­dad de San­tia­go de Com­pos­te­la, se adentró en el arte como es­pa­cio cul­tu­ral evan­ge­li­za­dor”.

Este ciclo del congreso lo cerró ca­nó­ni­go lec­to­ral de la Ca­te­dral de San­tia­go José Fer­nán­dez Lago, que hizo una comparación de Santiago como testigo y apóstol de los peregrinos.

 Diálogos

Er­nes­ti­na Álva­rez Te­je­ri­na, mon­ja Be­ne­dic­ti­na de León, habló, dentro del apartado de las experiencias,  del Ca­mino In­ter­re­li­gio­so. Ma­nuel Gon­zá­lez y Giu­sep­pe Mon­so­ne , explicaron de forma conjunta el  Atrio de los Gen­ti­les en Bu­da­pest y el Hos­pi­tal de Or­bi­go. Aco­ger en el mi­nis­te­rio de la re­con­ci­lia­ción, una pau­sa en el Ca­mino, y el acom­pa­ña­mien­to es­pi­ri­tual, para or­de­nar la pro­pia vida, completaron el campo de las experiencias que fueron presentadas por Fran­cis­co Gar­cía, con­fe­sor de la Ca­te­dral de San­tia­go; Ma­ri­sol So­ler, re­li­gio­sa del Sa­gra­do Co­ra­zón de Za­bal­di­ka (Na­va­rra), y Ser­gio Gar­cía Soto, de­le­ga­do de Pas­to­ral Ju­ve­nil de los Je­sui­tas de San­tia­go de Com­pos­te­la

Fé­lix Gar­cía Gar­cía, co­mi­sa­rio de Po­li­cía de San­tia­go de Com­pos­te­la; Ra­fael Can­se­co, en­car­ga­do de los al­ber­gues de Fon­ce­ba­don y el Ace­bo, y Jau­me Ale­many, di­rec­tor del se­cre­ta­ria­do dio­ce­sano de Pas­to­ral Pe­ni­ten­cia­ria de Ma­llor­ca, se encargaron de presentar una serie de diálogos y situaciones difíciles en la acogida

Los profesores Ángel Gon­zá­lez y Su­sa­na Río, pre­si­den­te y se­cre­ta­ria de la Ar­chi­co­fra­día Uni­ver­sal del Após­tol San­tia­go, profundizaron sobre el espacio evangelizador que ofrece la institución a la que pertenecen. El pá­rro­co de la Ba­sí­li­ca de la En­ci­na de Pon­fe­rra­da, Antonio de Cela, se encargó de dar cuenta de la importancia de los bordones para el camino. El panel se completó con las aportaciones hechas por el profesor Do­min­go Gon­zá­lez Lopo, de la Uni­ver­si­dad de San­tia­go de Com­pos­te­la sobre la pe­lí­cu­la fran­ce­sa del Ca­mino del año 1952 y otros do­cu­men­ta­les.